Alineadores invisibles, ¿Qué son?

Los alineadores invisibles son una opción de tratamiento ortodóntico que utiliza una serie de férulas transparentes y removibles para corregir la posición de los dientes y mejorar la sonrisa.

Cada férula se fabrica específicamente para cada paciente y se cambia cada dos semanas aproximadamente, para ir moviendo gradualmente los dientes a su posición deseada.

A diferencia de los brackets tradicionales, los alineadores invisibles son casi invisibles, más cómodos y permiten comer y beber sin restricciones.

Además, son una opción popular para adultos que desean mejorar su sonrisa sin sentirse cohibidos por el aspecto metálico de los brackets.

Qué tipos de alineadores dentales invisibles existen

Los tratamientos de ortodoncia invisible se dividen en dos grupos principales, los conocidos como brackets estéticos y los invisibles realizados con alineadores.

Brackets estéticos

Estos brackets se elaboran con zafiro, cerámica o circonio. Son de gran calidad y prácticamente inapreciables por otras personas. El tono depende del material, el más invisible de todos es el de zafiro. Los de cerámica o circonio presentan un acabado más opaco.

Ventajas:

• Su color no cambia con el tiempo.
• Los materiales son resistentes.
• Por su diseño redondeado y suave de los bordes no causan molestias.

Alineadores invisibles

Los alineadores son la mejor opción para quienes quieran ocultar, por completo, los aparatos. Esta técnica utiliza alineadores transparentes que se producen a partir de un escáner de imágenes 3D para cada paciente en particular.

Hay diferentes marcas comerciales en el mercado. Angel Align, Invisalign, FAS… En nuestra consulta determinamos la mejor opción en función de las necesidades de cada paciente en particular.

Gracias al software utilizado, es posible para el ortodoncista conocer el resultado final antes de empezar el tratamiento.

Los alineadores transparentes se pueden retirar para comer, beber y cepillarse los dientes. Por lo que permiten que se mantengan buenos hábitos de higiene. Además, los dientes se enderezan poco a poco en periodos de tiempo más cortos usualmente.

Ventajas:

• Son más cómodos que los brackets tradicionales.
• Cuando se retiran los alineadores, permite que los pacientes sigan una higiene bucal adecuada.
• Se pueden retirar para comer, beber y demás.
• Los ortodoncistas pueden conocer el tiempo aproximado de tratamiento de antemano.
• Es perfecto para quienes realizan deportes de contacto como artes marciales o boxeo.

¿Cuáles son las ventajas de los alineadores invisibles?

• Los alineadores dentales son más cómodos:
A medida que vayas cambiando de alineador, tus dientes se irán acomodando sin dolor ni preocupaciones.

• Los alineadores transparentes son más discretos:
Los alineadores son transparentes y se adaptan a tus dientes sin que se note prácticamente que los llevas puestos.

• Los alineadores invisibles son removibles:
Uno de los principales motivos por el que los pacientes prefieren los aparatos dentales invisibles, es que los alineadores te los puedes quitar cuando quieras de manera muy sencilla.

• Resultados más rápidos
Los aparatos invisibles a diferencia de la ortodoncia tradicional, generan resultados en solo 4-9 meses.

¿Qué beneficios aporta el uso de alineadores invisibles?

Los alineadores tienen varios beneficios en comparación con los aparatos tradicionales. Por un lado, son prácticamente invisibles, la mayoría de las personas no se darán cuenta de que los llevas puestos.

Además, son removibles, por tanto, te los puedes quitar para comer, beber, cepillarte los dientes, usar hilo dental, para ocasiones especiales e incluso sacarte los mejores selfies. Es más, ya que estos alineadores permiten una mejor limpieza de los dientes, ayudan a prevenir con mayor eficacia la caries dental.

Si con los aparatos tradicionales se deben evitar ciertos alimentos como dulces o pan crujiente, por ejemplo, con los alineadores invisibles no tendrás que restringir tu dieta. Basta con que te los quites cuando vayas a comer y te los vuelvas a poner una vez hayas terminado.

¿Qué pasa con el dolor?

Si usas alineadores invisibles, tus dientes se moverán paulatinamente mediante la aplicación de presión. A veces, esa presión puede crear molestias menores a medida que se desplazan tus dientes. Esa incomodidad significa que el tratamiento está funcionando.

Por ello, la respuesta es afirmativa. Los alineadores pueden ocasionar dolores leves de vez en cuando, especialmente cuando se inicia con uno nuevo. Sin embargo, el dolor es de corta duración y desaparece completamente en tan solo un par de días.

6 Aspectos a tener en cuenta si usas alineadores invisibles

1. Lleva los alineadores puestos el mayor tiempo posible
Mantener los alineadores puestos el mayor tiempo posible todos los días, será la única manera de obtener resultados rápidos. Quítatelos solo para cepillarte los dientes, comer o beber.

Se recomiendan unas 22 horas al día como mínimo. Cuanto más tiempo los tengas puestos, mejor será el resultado en tu boca. Además, te acostumbrarás mucho más rápido a su presencia.

2. La duración del tratamiento depende de cada paciente
De media, el tratamiento dura aproximadamente un año en pacientes adultos. Sin embargo, todo dependerá del estado de tus dientes y el trabajo que necesiten para quedar alineados y funcionales.

3. Resultados más rápidos que con sistemas tradicionales
Uno de los grandes beneficios de estos alineadores es que se pueden obtener resultados rápidamente. De hecho, la mayoría de los pacientes suelen apreciar los primeros cambios en apenas un par de meses. ¡Pero esto depende del nivel de implicación para cumplir con el tratamiento!

4. Mantén limpios los alineadores
Además de mantener tu higiene dental, se debe realizar la limpieza de los alineadores cada vez que se retiren y deben ser limpiados con un cepillo especial indicado para ello, agua fría o templada y jabón neutro. No se recomienda el uso de agua caliente ya que puede deformar la férula. Además, es necesario el uso de productos específicos para su limpieza y desinfección, utilizando al menos una o dos veces por semana productos desincrustantes.

Por muy buenos que sean para nuestra propia higiene bucal, no se deben utilizar pastas de dientes o enjuagues bucales para realizar la limpieza de los alineadores ya que estos productos pueden dañar el material con el que están fabricados y hacer que se vuelvan más opacos.

Asimismo, para evitar la pérdida o el deterioro, la mejor forma de mantenerlos en buen estado es guardarlos en la caja original en la que se entregaron.

5. Hábitos que debes evitar durante el tratamiento con alineadores invisibles
Si bien es cierto que los alineadores son removibles, es muy importante llevarlos puestos la mayor parte del día. Por esto, es recomendable si se es fumador, disminuir el consumo de tabaco.

Si se fuma con los alineadores puestos, se corre el riesgo de que estos se oscurezcan y manchen, lo que da un aspecto oscuro y antiestético a la sonrisa. Lo indicado es retirar los alineadores antes de fumar, posteriormente cepillar tus dientes y volver a colocarlos.

Mientras menos retires los alineadores, los resultados serán más eficaces. Entonces, aprovecha esta oportunidad para motivarte y disminuir el consumo de tabaco, tu boca y tu salud te lo agradecerán.

6. Necesitarás una férula de mantenimiento o retenedor
Los alineadores invisibles son un tratamiento revolucionario, en el sentido de que produce resultados rápidamente y casi nadie notará que los llevas puestos. Aún así, una vez conseguidos los resultados, al igual que ocurre con la ortodoncia tradicional, el trabajo continúa en una fase de mantenimiento.

Los alineadores pueden hacer un trabajo increíble, pero depende de ti que perdure en el tiempo. Una vez que tengas los dientes alineados, tu ortodoncista te facilitará una férula de mantenimiento o retenedor para usar mientras duermes y evitar que los dientes vuelvan a su malposición inicial.

En caso de no emplear esta férula, tus dientes pueden comenzar nuevamente a desplazarse. Lo bueno es que, al acostumbrarte a usar alineadores durante el tratamiento, el uso de una férula por las noches no te causará ninguna molestia.